El Teatro de Cámara Góngora estrenó el sábado 15 de junio un original espectáculo de su creación, en el que une flamenco e interpretación.

Con guión de Marisa Cruzado, y bajo la dirección de Isabel de la Peña, los asistentes asistieron a la vuelta al escenario de Federico García Lorca que les narró en persona, cómo fue su estancia en Madrid entre 1918 y 1926. Lorca además rememora cómo se inspiro para escribir algunas de sus obras de teatro más universales. Escenas de Mariana Pineda, Bodas de sangre, Yerma, Doña Rosita la Soltera y la Casa de Bernarda Alba, envolvían al autor. Y como fondo estelar, cante flamenco en directo.

La obra, titulada “El poeta que pintó el alma, un relato flamenco y cinco escenas de homenaje a Lorca”, volverá a nuestra casa en noviembre. Antes, el grupo ya tiene cerradas varias actuaciones para el mes de septiembre, en Casa de Vacas (Retiro) y el Torito (CC.de Moratalaz).